Archivo para la Etiqueta ‘Ceras’

Aproximación a las formas en el modelo

La sanguina y el carboncillo son dos medios secos totalmente compatibles entre si; se pueden fundir o mezclar sin problemas pues tanto el carbón como la sanguina presentan pigmentos puros en el caso del carbón, vegetal; en el de la sanguina, mineral.

Como en todo trabajo de dibujo, la elección del papel resulta del todo fundamental para controlar los grasados, ya que un papel de grano grueso presentara una textura sobre la cual difícilmente se podrán realizar grasados suaves. Si se escoge un papel de grano medio, tanto el borrado como el difuminado se podrán realizar de forma suave.

Los rasgos y el parecido

A partir del primer encaje del dibujo, los rasgos ya deben haberse situado con las proporciones correspondientes, sin plantear en principio ningún tipo de valoración a pesar de que el modelo se encuentre fuertemente contrastado. La situación de los rasgos debe plantearse de forma sintética, prestando atención especial a la línea de ojos, a la nariz y a los espacios que separan los diferentes elementos en el modelo.

Una de las grandes ventajas que tiene e carboncillo sobre otros dibujanticos es su fácil corrección; si se sacude con una trapa: quedara una suave marca grisácea, pero si se pretende eliminar por completo el trazo, se deberá utilizar la goma de borrar maleable.

Encajado el modelo, se pueden manchar las diferentes zonas del cuadro. Primeramente, con la barra de carboncillo plana, se mancha con suavidad todo el fondo del cuadro después, con el carboncillo de punta, la zona de la boina y la ropa, planteando el trazo según el plano que ocupen dichas zonas por último, con la sanguina se plantean los planos del rostro con suaves trazados que indiquen sus diferentes direcciones.

Ceras

La cera es uno de los medios plásticos con más posibilidades pictóricas y dibujanticas. Tanto su aplicación lineal como la utilización de su técnica en el dibujo a base de planos, permiten la elaboración de superficies densas y opacas o bien transparentes y ligeras, permitiéndose su utilización en el dibujo como reserva de tonos o como medio puramente dibujantico.

Dibujo negativado

ceras

Utilizando cualquier tipo de cera o de parafina se pueden plantear sobre un papel Cansón de grano medio, formas dibujanticas. Claro que, si el papel es blanco, estos trazos pueden encontrarse perdidos si previamente no se realiza una fina pauta con lápiz duro; cualquier graduación dentro de la H puede resultar valida.

La cera que se utilizara para este tipo de efecto, puede tener el grueso que el artista desee, desde el ancho de una vela hasta todo lo fino que se pueda llegar a trazar con una cera en forma de lápiz.

Cuando se ha planteado la forma del dibujo con la cera, si se plantea una aguada sobre la superficie, esta no podrá penetrar en la zona encerada, por lo que esta permanecerá evidente tras el proceso mostrando en negativo el dibujo realizado con anterioridad.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 48 seguidores